Ciudad de México
12°
18°
Tue
Weather from OpenWeatherMap

DENSIDAD URBANA Y CLIMA PARA UN MODELO DE EPIDEMIA DE GRIPE ESTACIONAL

DENSIDAD URBANA 765x510 - DENSIDAD URBANA Y CLIMA PARA UN MODELO DE EPIDEMIA DE GRIPE ESTACIONAL

Con base a un reciente informe, cuantos más habitantes tiene una ciudad y más organizados son los movimientos de sus habitantes, más se prolonga la temporada de gripe, incluso en condiciones climáticas desfavorables para su propagación.

Los hallazgos del reporte “implican un cambio en la forma de pensar sobre el control de infecciones”, suponen un paso importante para predecir mejor las tendencias de brotes de gripe, con millones de afectados y decenas de muertes cada año en EE.UU. Como ejemplo reciente, la temporada de gripe del invierno 2017-2018 en EE. UU. fue particularmente larga y severa, poniendo en jaque al sistema sanitario del país. La gripe se propaga y evoluciona en una serie de animales; pronosticar y controlar este aspecto es importante para la salud pública. Sin embargo, se han propuesto varios factores para explicar el tamaño y la forma de las epidemias de gripe estacional, incluidos los relacionados con la inmunidad, el hacinamiento social o las condiciones climáticas cambiantes, entre otros, de manera que inferir la importancia relativa de cada uno supone todo un reto. Para predecir con mayor precisión los brotes de gripe, los investigadores deben fijarse en una serie de procesos, desde la urbanización hasta el clima.

En esta ocasión, trabajando para lograr predicciones de gripe estacional más precisas, Benjamin Dalziel y sus colegas analizaron datos semanales de incidencia de gripe (representados por datos de pacientes estadounidenses que visitaban consultorios médicos con enfermedades similares a la gripe entre 2002 y 2008) de más de 600 regiones de EE.UU. con diferentes estructuras, incluidos los patrones de transporte.

Tras sus análisis, informan de que la gripe se disemina de manera diferente en los centros urbanos con bolsas de alta densidad de población conectadas por movimientos organizados. En esas metrópolis, los casos de gripe se mostraron más difundidos durante los meses de invierno, incluso a principio y fin de la temporada, cuando el clima no es el más apropiado para la transmisión de la gripe. Por el contrario, en poblaciones más pequeñas los casos de gripe se concentraban con mayor frecuencia en un breve período durante la temporada alta.

Los autores afirman que los diferentes patrones de epidemia de gripe estacional observados en función de la región geográfica, como la tendencia a que los casos de gripe presenten mayor agrupación en el sudeste de EE.UU., persistieron año tras año. Considerando hipotéticamente que tales patrones pudieran estar en parte causados por respuestas a los factores climáticos, los investigadores evaluaron la influencia de una métrica climática clave, la humedad específica.

A medida que esta disminuye, las gotas de humedad expulsadas por las personas infectadas de gripe permanecen viables en el aire (fuera de su huésped) durante más tiempo. El modelo reveló que los patrones locales de humedad en las regiones clave contribuyeron a las diferencias en los patrones de gripe, con epidemias de gripe más intensas en las poblaciones con mayores cambios en cuanto a humedad.

Frente a lo que podría indicar la intuición, fueron las ciudades con poblaciones más pequeñas donde los cambios de humedad desempeñaron un papel más importante; en estos lugares, la transmisión de la gripe debida únicamente a la alta densidad de población resulta ligeramente menor, por lo que la disminución de la humedad resulta una mayor ayuda para la propagación del virus de la gripe.

Este trabajo es importante para la elaboración de políticas porque indicaría que las áreas metropolitanas deberían centrarse en reducir la propagación de la gripe, mientras que las ciudades pequeñas deberían centrarse en reducir el daño.

Referencia

Dalziel BD, Kissler S, Gog JR, et al. Urbanization and humidity shape the intensity of influenza epidemics in U.S. cities. Science. 2018 Oct 5;362(6410):75-79.

Publicaciones Relacionadas